Política de cookies

Este sitio usa cookies para almacenar información necesaria.
Leer nuestra política
¿Aceptas nuestra política?

Asprometal

Imagen.

ArcelorMittal invertirá 1.000 millones en Asturias para impulsar su revolución verde

Las expectativas generadas se han confirmado. ArcelorMittal destinará 1.000 millones a tecnologías para la descarbonización en la factoría de Gijón y estas inversiones permitirán reducir las emisiones de CO2 de las plantas de la multinacional en España en hasta 4,8 millones de toneladas. Esta cifra representa aproximadamente el 50% del volumen total de emisiones en los próximos cinco años.

La familia Mittal ha anunciado que, una vez consumados sus planes, la planta de Sestao se convertirá en la primera acería del mundo con cero emisiones de carbono en el conjunto de su proceso productivo. La consecución de ese hito se enmarca dentro de la Manifestación de Interés suscrita por la empresa con el Gobierno de España, la cual contempla una inversión de 1.000 millones para la construcción de una planta de DRI (reducción directa de mineral de hierro) con hidrógeno verde en su factoría de Gijón, así como un nuevo horno eléctrico híbrido.

Uno de los elementos fundamentales de la revolución verde de ArcelorMittal será la construcción en Gijón de esa planta de reducción directa del mineral del hierro con hidrógeno verde, que contará con una capacidad de producción de 2,3 millones de toneladas anuales. Aproximadamente un millón de toneladas anuales del semiproducto obtenido en dicha instalación se transportarán a Sestao para su uso como materia prima en los dos hornos de arco eléctrico de la planta.

A partir de 2025, la planta de Sestao -que fabrica una gama de productos planos de acero destinados a los sectores del automóvil, la construcción y la industria general- producirá 1,6 millones de toneladas de acero con cero emisiones de carbono. Para conseguirlo, será necesaria la modificación de la carga metálica en los dos hornos de arco eléctrico existentes en la planta de Sestao, incrementando la proporción de chatarra reciclada, con un enfoque circular, y utilizando prerreducidos de hierro producidos con hidrógeno verde en Gijón. Además, la alimentación de todas las instalaciones siderúrgicas de la planta (hornos de arco eléctrico, tren de laminación, líneas acabadoras) con electricidad procedente de fuentes de energía renovable y se introducirán diversas tecnologías emergentes claves, que permitirán sustituir el reducido uso remanente de combustibles fósiles en el proceso siderúrgico por el uso de vectores de energía neutros en carbono, como biomasa producida de forma sostenible o hidrógeno verde.

Cambios productivos en Asturias

Dese la compañía informan de que el elemento central del plan es una planta de reducción directa del mineral de hierro (DRI, por sus siglas en inglés) con hidrógeno verde. Esto supone el comienzo del proceso de transición de la planta de Gijón, que pasará de un proceso siderúrgico basado en la ruta de horno alto y convertidor BOF a otro basado en la ruta de DRI y acería eléctrica, el cual conlleva una huella de carbono significativamente menor. La nueva planta de DRI -que será la primera instalación de estas características en España- y el nuevo horno de arco eléctrico entrarán en producción antes del final de 2025.

Para maximizar el potencial de reducción de emisiones, ArcelorMittal anuncia que en el futuro se utilizará hidrógeno verde para reducir el mineral de hierro en la planta de DRI, y el horno eléctrico se alimentará con electricidad procedente de fuentes de energía renovable. Una vez que se haya llevado a cabo el plan anunciado hoy, el Horno Alto B de Gijón producirá arrabio para alimentar a la acería de Avilés y en la factoría de Gijón se producirán prerreducidos de hierro para alimentar a la planta de Sestao y la acería de Gijón, que será remodelada como acería eléctrica.

Cumbre en Asturias

En la cumbre en la que se realizó el anuncio estuvieron presentes el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez; el presidente ejecutivo de la siderúrgica, Lakshmi Mittal; y su hijo, Aditya Mittal, consejero delegado de la firma. Sánchez también estuvo acompañado por el presidente del Principado, Adrián Barbón. Quien finalmente no acudió al acto, aunque estaba prevista su asistencia, fue la ministra de Industria, Comercio y TurismoReyes Maroto. En su lugar participó el secretario general de Industria, Raül Blanco.

Fuente: www.lavozdeasturias.es